Liebster Award Vol. III

Por tercera vez en este año tengo el honor de haber sido nominada al Liebster Award. Esta vez se lo agradezco a Hélène Laurent que, desde La poesía no muerde (http://lavidaenpoesia.wordpress.com/), me ha elegido. Igualmente os robo unos segundos para destacar el gran trabajo que está haciendo Hélène con la primera experiencia “La poesía no muerde”, donde está uniendo palabras, imágenes y voces de personas alrededor de todo el mundo. Os invito a visitar su blog si queréis disfrutar de su trabajo en diversos campos y de este interesante proyecto común.

Como mencioné la última vez, me limitaré a responder a las preguntas, al haber ya nombrado los blogs a los que otorgo el premio en otra ocasión. ¡Muchas gracias!

1)          La cualidad más importante que cualquier persona debería tener.

La bondad…y que esta se vea en sus ojos.

2)          La cualidad que más admiras ¿por qué?

La sinceridad. Es difícil ser sincero hoy en día, en esta sociedad en la que nos comemos los unos a los otros, ya sea por trabajo, por “popularidad” o por reconocimiento.

3)         ¿Por qué piensas que tu Blog es diferente? ¿Por qué seguirlo?

Realmente no pienso que sea diferente, pero si puedo destacar algo por lo que seguirlo, puede ser el punto de surrealismo cuasi común en casi todo lo que publico.

4)          El mayor descubrimiento que hayas hecho gracias a tu Blog es…

…que sigue habiendo gente de todas las edades que ama la poesía cuando parecía haberse olvidado o haberse quedado relegada a generaciones anteriores.

5)         Una canción que sería la banda sonora de tu vida…

…“Hey Jude” de los Beatles. Fue el himno de mi libertad y de mi exilio. Fue la canción que acompañó mis viajes y la canción que me permitió abrir el corazón.

6)         Un destino al que nunca irías y ¿por qué?

No pienso que haya lugar en la tierra que no se merezca visitarlo, por peligroso que sea o por “falta de publicidad”, pero un lugar al que nunca iría, por miedo a algún fallo y que mi cuerpo quedara orbitando eternamente, hecho cenizas, es el espacio (no por falta de curiosidad, que conste).

7)          Comparte aquí unas líneas, palabras o versos que te hayan llegado al alma:

“I never eat pasta these days, without you to dispatch most of the bowl” – del libro We need to talk about Kevin, por Lionel Shriver.

Una frase tan simple, que al mismo tiempo me desgarró un poco por dentro. La añoranza de una persona se puede reflejar en los actos más cotidianos. En el día a día puede llegar a haber miles de elementos que te recuerden a lugares, momentos, escenas… ya sea conscientemente o como parte de ese subconsciente que tanto puede llegar a influirnos.

8)          Descríbenos una imagen que no puedas borrar de tu mente y lo que despierta su recuerdo en ti.

Bajé del tren, arrastrando una maleta marrón y vistiendo una gabardina negra, guantes de cuero y un gorro de lana que se iba desprendiendo conforme caminaba. Componiéndome el gorro con una mano –y su poco tacto por el grueso del cuero-, caminé por el andén. Me paré y miré de un lado a otro. Vi una escalera que daba a la salida y decidí alargar mis pasos hasta ella. Agarrando la maleta por el asa de un extremo y, con ella, pegada a mi lado derecho, comencé a subir los escalones grises y ásperos, mirando siempre hacia abajo para no tropezar. Observé que se acercaba una persona; ya estaba próxima, por lo que, en un amago de apartarme a un lado, quedé parada en medio de la escalera. Fue entonces cuando vi, como en el más perfecto y nítido de los primeros planos, los botones de su chaqueta. Miré hacia arriba, observé los cambios en su cara después de dos años y me abrazó como si no hubiera abrazado a nadie con tanta fuerza en su vida. Sentí, como muy pocas veces había hecho, que deseaba que ese momento se repitiera una y otra vez a lo largo de mi vida para, finalmente, quedarme en él para siempre.

9)         Tienes una tarde para ti y sólo para ti, ¿Qué haces en prioridad?

Continuar leyendo el libro que haya dejado y caminar por el centro si hace frío, o escuchar música y ponerme a escribir.

10)      ¿Por qué el cielo es azul?

Las lágrimas de los humanos, al evaporarse, llegan a la atmósfera. Es allí cuando, atravesadas por unos rayos de sol, ellas deciden apreciar la belleza y reflejarla para que todas esas personas que habían llorado miren hacia arriba y vean la magia y la belleza que puede haber en lo más sencillo. A veces no hace falta buscar, sino ampliar nuestro campo de visión para sonreír.

5 pensamientos en “Liebster Award Vol. III

  1. Creo es conforme todo a cuanto leo arriba. Mi felicitación ya la elevo a concordancia exacta. Felicidades para ti, y, sin duda para esa ejemplar “editora” de los especiales repartos o regalos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s